La última actualización de seguridad del Galaxy S8 y S8+ ha inutilizado la carga rápida

A pesar del compromiso de algunos fabricantes para lanzar todos los meses, actualizaciones de seguridad solucionando las vulnerabilidades que se detectan en Android, alguno de ellos, van a un ritmo más lento de lo normal. Samsung es un ejemplo de ello, ya que la actualización que tenía que haber lanzado a mediados de octubre, comenzó a llegar a los usuarios a finales de noviembre. Esta última actualización, parece que está causando problemas de funcionamiento en algunos Galaxy S8 y S8+. Concretamente, en el sistema de carga rápida, un sistema que nos permite cargar nuestro Galaxy en menos tiempo haciendo uso de un cargador de mayor potencia, y gracias al cable USB-C.

Los usuarios afectados se han puesto en contacto con Samsung, vía Twitter o a través de los foros de soporte que la compañía pone a disposición de los usuarios, afirmando que el sistema de carga rápida ha dejado por completo de funcionar desde que instalaran la última actualización de seguridad que lanzó la compañía hace tan solo unos días. Según afirman los usuarios afectados, la carga rápida no entra en funcionamiento con el cargador original de Samsung habiendo habilitado previamente los ajustes de carga rápida en el sistema.

Samsung de momento no se ha pronunciado al respecto, puede lo más probable es que la última actualización de seguridad, sea la causante del problema que está afectando a algunos usuarios. Es de suponer que si es problema de la actualización, tan pronto lance la correspondiente del mes de noviembre, una actualización que nuevamente llegará con retraso. O tal vez opte por pasar del tema, y seguir centrándose en trabajar en las betas de Android Oreo que recibirán los terminales de la gama Galaxy S8 y S8+ a principios del año que viene. Tan pronto como Samsung se pronuncie sobre este problema, os informaremos puntualmente.


Fuente: Androidsis